Home Tecnología Conozcan a My Keepon

Conozcan a My Keepon

por Rocio Diaz

Se acerca la navidad, y con ella las habituales listas de regalos que suelen compilarse. Por el frente de la tecnología están los dispositivos habituales: smartphones, tabletas, cámaras, e-readers y asistentes de la salud, aparatos que van dirigidos invariablemente a un público adulto. Y para los niños, ¿qué hay? Los tiempos han cambiado tanto que ya las tradicionales muñecas y figuras de acción no resultan para nada atractivas. En vez de eso hay toda clase de dispositivos diseñados para niños, desde celulares hasta una versión digitalizada de la pizarra mágica, pero, sobre todo, hay un auge de juguetes robóticos.

Para la actual temporada navideña todo indica que en Estados Unidos y en algunos países de Europa el juguete más popular será My Keepon, un robot amarillo pollito de diseño muy sencillo que asemeja dos bolas de tenis con ojos y nariz. ¿Qué hace a My Keepon tan especial? no es nada del otro mundo, pero aquí se demuestra que el verdadero valor de las cosas radica en la sencillez: el robot baila al ritmo de cualquier música, tomando la pauta gracias a un micrófono que integra en la nariz. Además, My Keepon reacciona al toque con una mezcla de sonidos y movimientos.

Aunque diseñado para niños, My Keepon resulta igualmente atractivo para adultos, con reseñas que indican lo bueno que es como herramienta para interactuar con sus hijos, y esto es algo que tiene una buena explicación: originalmente el juguete fue concebido como terapia para niños autistas y también como herramienta para estudiar el desarrollo de habilidades sociales en esos ambientes. La versión original fue desarrollada por los doctores Hideki Kozima y Marek Michalowski, de BeatBots, una compañía que se dedica al desarrollo de personajes robóticos sencillos, rítmicos y de aspecto amigable para fines de investigación.

Desde que el Keepon original (llamado Keepon Pro) hiciera su debut en Youtube y otros lugares cuatro años atrás se hizo evidente la necesidad de crear una versión comercial, y fue entonces cuando BeatBots se puso en contacto con la compañía británica Wow! Stuff para los fines. El resultado es My Keepon, que se vende en aproximadamente 50 dólares, con una proporción de las ganancias destinada a los programas de investigación sobre el autismo. En contraste, el Keepon original tiene un costo estimado de 30 mil dólares.

My Keepon está disponible desde octubre, y desde ya se han ido agotando las existencias en sitios como Amazon y Toys “R” Us. En efecto, el fabricante dice que enfrenta problemas para cubrir la demanda. Obviamente hay algunas diferencias entre la versión comercial y el Keepon original, pero las reseñas hasta el momento son más favorables que desfavorables. Más detalles en http://mykeepon.com/ (en inglés).