----
/
/
Review: Garmin Forerunner 225

Review: Garmin Forerunner 225

Mucha gente se mantiene en forma corriendo varios kilómetros diarios. ¿Es efectivo esto? Depende. Con los wearables orientados a fitness como el Garmin Forerunner 225, que tuve oportunidad de probar en esta semana, obtenemos información inmediata de calorías quemadas, entre otros datos se interés que se muestran en el siguiente review.

Empecemos por aclarar algo: pese a que definitivamente va orientado a corredores, este dispositivo de Garmin, que se utiliza en la muñeca como si fuera un reloj corriente, ofrece información útil aún cuando estamos sentados en la oficina haciendo nuestro trabajo habitual. Por un lado, muestra información puntual acerca de nuestros latidos, que varían según el nivel de actividad física. Por el otro, hace un conteo constante de los pasos dados, así como de las calorías quemadas.

Ya que la idea es ayudar al usuario a mantenerse en forma y preservar su buena salud, el Forerunner emite alertas en forma de vibración cuando detecta que la persona no se ha movido durante un lapso considerable de tiempo.

Para corredores, Garmin Forerunner 225 lleva un conteo de la distancia recorrida, el tiempo y el ritmo cardíaco a lo largo del trayecto. El usuario tiene la opción de almacenar esos datos e incluso compartirlos con otros corredores, ya que se ha demostrado que retarse mutuamente ayuda a mantener el interés en el ejercicio. Si por el contrario correr no es lo tuyo, puedes seleccionar el modo aeróbico para tener información de tus latidos y entrar a Garmin Connect para obtener programas de ejercicio gratuitos que serán monitoreados por el wearable.

Garmon FR225 (2)

Sensores y conectores en Forerunner 225

Es muy satisfactorio tras una sesión de 25 minutos saber el límite de los latidos, lo que le llaman zona, así como las calorías quemadas en ese intervalo. Los resultados pueden almacenarse para futuras referencias, siendo lo recomendable aparear el wearable con el smartphone a través de la aplicación móvil para así tener el historial completo. El Forerunner 225, como era de esperarse, tiene una capacidad limitada de almacenamiento, y en caso de llegar a su tope, empieza a sobreescribir la data nueva sobre la data más vieja. Con este wearable puedes definir tu propia rutina, indicando su duración, metas e intervalos de descanso.

A simple vista Garmin Forerunner 225 parece un reloj deportivo, de esfera grande y estructura de goma. Lo cierto es que los sensores ópticos ubicados en la parte anterior -desarrollados por Mio-, y que quedan directamente sobre la muñeca, son los que hacen la gran diferencia. Estos emiten luz sobre la piel para medir su retorno, una variable que cambia a medida que fluye la sangre. Distancia y ritmo son calculados por GPS mientras que un acelerómetro permite llevar ese control cuando se corre bajo techo.

El primer paso para usar Forerunner 225 es seleccionar idioma y elegir preferencia entre millas y kilómetros para medir distancia. Formato de hora es el próximo paso, seguido de especificaciones de género, peso, altura y año de nacimiento. Por último, se elige activar los sensores de actividad, que incluyen pasos, calorías y ritmo cardíaco.

La zona está compuesta por cuatro áreas, según los latidos y el nivel de actividad física que le acompaña: gris (calentamiento), verde (moderado), naranja (umbral) y rojo (límite). En base a la edad y otras informaciones suministradas se determinan los números ideales. Esta guía sirve para saber cuando se queman calorías o si el corazón va forzado. En este último caso, si el usuario dura demasiado tiempo al límite, el dispositivo emite alertas con vibración.

Garmin Connect sirve para mucho más que descargar ejercicios o compartir resultados: es por aquí que el usuario puede conectar con su entrenador y con otros corredores. Pueden incluso programarse competencias por aquí. Además de los sensores que ya incluye, pueden añadirse otros.

Recargar el dispositivo es fácil: se hacen coincidir los conectores de la parte anterior del reloj con los del cargados y se conecta al puerto USB de la PC o cualquier banco de batería. La duración de la batería dependerá de su uso, pero en promedio se calcula entre 7 y 10 horas. Durante el período de prueba pude constatar que el equipo carga bastante rápido: en menos de 30 minutos pasó de 60% a 100%.

Garmin FR225 (3)

Listo para cargar

Garmin Forerunner 225 está disponible a nivel local en PuntoMac por 300 dólares, el mismo precio que ofrece Garmin a través de su website.

Deja una respuesta

AUTORA

ROCIO DIAZ

CategorieAS

ARTICULOS RECIENTES

instagram