Home Tech A Big Tech está por acabársele la fiesta

A Big Tech está por acabársele la fiesta

por Rocio Diaz
Pop balloon

Amazon, Facebook, Google y Apple. Estas cuatro compañías representan lo que normalmente se conoce como “Big Tech”, un conglomerado cuyo valor de mercado en conjunto supera los 6 billones de dólares, dominando en áreas de nuestras vidas que a veces ni imaginamos. 

Véase el caso de Amazon, por ejemplo. En esta plataforma se puede comprar de todo, desde libros y música -que fue como empezó- hasta ropa, herramientas, medicina y hasta abarrotes de supermercado.

Amazon no solo vende estas cosas, sino que ofrece ropa, alimentos y artículos de hogar y cocina bajo su propia marca, a menudo a precios más bajos que la competencia. 

Tan cómodo resulta comprar en Amazon que este gigante domina el 38 por ciento de las compras online en Estados Unidos y, como ya se sabe, no es este el único mercado donde opera y domina. 

Google es otro ejemplo de dominio global. Alrededor de 90 por ciento de las búsquedas online son procesadas por ahí, ofreciendo valiosos inputs para servicios complementarios como Google Maps y otros que son usados extensivamente por un público que hace caso omiso a las denuncias de que estas compañías nos sacan el jugo a nivel de data para luego bombardearnos con anuncios dirigidos, siendo estos compensados por los servicios ya mencionados. 

Con 2.85 mil millones de usuarios activos por mes, Facebook es la mayor red social del mundo, y debe recordarse que no se trata únicamente del producto conocido como “Facebook”, sino que también es la dueña de WhatsApp e Instagram, ambos servicios altamente cuestionados por cuestiones de privacidad y seguridad. 

De estos cuatro, Apple podría considerarse el menos dañino, tal como se argumentó en julio pasado a propósito de audiencias públicas en las que participaron ante el Subcomité Antimonopolio de la Cámara Baja de los Estados Unidos, pero lo cierto es que la cantidad de demandas y denuncias en su contra pintan otra historia. En Europa, lo mismo que en su país de origen, ha tenido que responder varias veces por lo que se considera monopolio, siendo la App Store y su famosa comisión de 30 por ciento uno de los puntos de mayor disputa. 

Por años se ha denunciado que Amazon, Facebook, Google y Apple están abusando de su poderío y dominio en sus respectivas áreas, tanto que la senadora Elizabeth Warren es conocida por su pedido de separar a al menos una de estas (Facebook) en pedacitos para reducir su influencia y mejorar la competitivad en ese campo. 

Ahora que casi se cumple un año de las audiencias del Subcomité Antimonopolio, encabezadas por el senador David Cicilline, las cosas parecen indicar que la fiesta está a punto de acabarse para Big Tech. 

Nada menos que un paquete de cinco propuestas bipartitas de leyes que buscarían poner un pare a las acciones monopólicas y anticompetitivas de estas cuatro compañías forma parte de la agenda legislativa en Estados Unidos. 

De aprobarse, estas propuestas permitirían ordenar la separación de de varios componentes de estas empresas, prohibirían las adquisiciones estratégicas de otras compañías con fines de eliminar o evitar competencia, y promoverían una mayor competencia online al reducir las barreras de entrada. 

En papeles, suena bien lo que se está planeando desde el congreso estadounidense, pero, ¿cómo afectará eso a los usuarios actuales de estas compañías? Solo con el tiempo, y si llegan a aprobarse estas propuestas, sabremos si eramos felices como estábamos o si, de los contrario, hacía falta este cambio. Una cosa es innegable: Amazon, Facebook, Google y Apple concentran demasiado poder, y eso no es bueno, sobre todo de cara a una sociedad que es cada vez más influenciada de manera antojadiza.