Home Inteligencia artificial Tres puntos a tomar en cuenta al implementar inteligencia artificial

Tres puntos a tomar en cuenta al implementar inteligencia artificial

por Rocio Diaz
olorful Concentration Cube 54101

La inteligencia artificial, más allá del concepto de robots supereficientes, es ahora el elemento clave en el rumbo que van tomando las innovaciones tecnológicas, desde smartphones con cámaras impresionantes hasta sistemas automatizados de servicio al cliente y propuestas ya no tan futuristas como el carro autónomo.



Es mucho lo que se habla de inteligencia artificial, reflejando la abundancia de artículos y debates la importancia de un avance que tiene incidencia en todas las áreas imaginables, pero en verdad sigue siendo un tema poco dominado por el público general y hasta por quienes se especializan en tecnología.

¿Qué exactamente es inteligencia artificial? ¿Cuál es su al alcance? ¿Cómo nos impacta? No hay respuesta simple a estas preguntas, pues se trata de una tecnología sumamente versátil y compleja que trata de emular el funcionamiento del cerebro humano sin llegar a igualarlo o superarlo (o al menos es la esperanza que se tiene; los pesimistas ponen en duda que no lo sobrepase y en consecuencia plantean escenarios catastróficos).

Aun  cuando no hay respuesta simple a la cuestión de la inteligencia artificial, ello no impide que el tema sea analizado y discutido de manera puntual por áreas,  como sucedió en EmTech Caribbean 2019. De igual forma tampoco impide su inexorable avance en lo que a implementación práctica se refiere. 

Podría decirse qué hay dos países actualmente liderando la implementación de inteligencia artificial: China – quizás el más entusiasta y abierto a la idea- y Estados Unidos, señalado como el pionero en la cuestión.

Erika Domínguez

Erika Domínguez

Los enfoques de estos dos países en lo que respecta a inteligencia artificial no pueden ser más diferentes. Erika Domínguez, directora de Planeación Estratégica de KIO Networks, comenta que mientras China no teme probar y cometer errores en su afán por implementar y sacar provecho a la tecnología, a menudo exponiendo a la población y sometiéndola a una trazabilidad cada vez mayor, en Estados Unidos el enfoque es más comedido, con implementaciones mayormente en retail, empresas y academia. 

Partiendo de la experiencia de ambos países en inteligencia artificial Domínguez señala tres puntos a tomar en cuenta en cualquier escenario:

  1. Adaptabilidad. Cada vez es más claro que los negocios que prevalezcan serán aquellos que estén dispuestos a entender el cambio y actuar en consecuencia.
  2. Gestión de talento. El desarrollo de la inteligencia artificial no sólo requiere de grandes cantidades de datos. Necesita enfoque y talento para poder desarrollar e implementar soluciones dirigidas a resolver, hacer más eficientes o más accesibles aspectos muy concretos de la vida cotidiana.
  3. Creatividad. La innovación es uno de los resultados de la creatividad. Instituciones, empresas y organismos necesitan empoderar al talento para poder desarrollar un enfoque sostenible y de alto impacto en beneficio de la sociedad.

Aún es pronto para definir si prevalecerá el enfoque chino o el estadounidense en implementaciones más allá de esos dos países. Lo que es seguro, comenta Domínguez, es que no será un tema de suerte, sino de toma de decisiones oportunas para hacer más eficientes los recursos como la imaginación, uno de los más renovables y sociales que tenemos.