Home Juegos Cubetto enseña a los niños a codificar

Cubetto enseña a los niños a codificar

por Rocio Diaz
cubetto

¿Alguna vez te has preguntado cómo funcionan esas aplicaciones y programas que tanto usas en el día a día? Detrás de gráficos bonitos, interfaces funcionales y efectos llamativos hay todo un trabajo de codificación subyacente que es lo que hace posible disfrutar de todos sus beneficios.

En términos simples la codificación no es más que una programación que permite asignar funciones, establecer comandos y clasificar componentes, elementos que de manera conjunta resultan en la experiencia fluida que actualmente esperamos cada vez que visitamos un website o descargamos una aplicación, sin importar su naturaleza.

El concepto de codificar es simple, no tanto así el proceso de hacerlo, pero, al tratarse de un componente tan importante en la actual sociedad de la información, no es de extrañar que haya un insistente empuje hacia su aprendizaje en niños y adolescentes que va desde Asia hasta América.

Cubetto, un primer paso en esa dirección

Ahora que hasta los juguetes son inteligentes, con una tendencia a desarrollar habilidades y orientados al aprendizaje, hace perfecto sentido que haya un concepto orientado hacia la codificación, y eso justamente es lo que ofrece Cubetto.

Con la ayuda de un robot con ruedas, bloques de codificación, una historieta, un tablero de codificación y un tapete que hace las veces de mapa, los niños que usen Cubetto puede aprender lo más básico de la codificación sin la presencia de pantallas, guiados únicamente por su imaginación y el proceso lógico que conlleva hacer una programación.

Desarrollado por Primo Toys, el equipo de Cubetto incluye cuatro tipos de bloques para la codificación: hacia adelante, izquierda, derecha y función. Esta última pieza se usa para subconjuntos de funciones y vueltas. El tapete, decorado con destinos variados que incluyen océanos, ciudades, galaxias y bosques, determinará la programación que el niño desee ejecutar.

Cubetto está diseñado para niños de 3 a 6 años. Actualmente el kit tiene presencia en salones de clases de más de 90 países que emplean el método Montessori para introducir los principios básicos de codificación a estudiantes de kindergarten y primario, así como en centros de aprendizaje temprano y en esquemas de educación casera. El robot emplea 6 pilas AA que ofrecen diversión y aprendizaje por hasta 5 horas continuas.

¿Te interesa? Cubetto no es barato, pero ciertamente tiene un beneficio: su precio es 225 dólares y puede adquirirse directamente en el website. Versiones en español, francés, coreano, japonés, italiano, chino y árabe de las historietas pueden conseguirse en formato digital. Actualmente Primo cubre envíos a 60 países.